youtube.com/1964eln,
@eln_voces

vocesdecolombia@eln-voces.com
tu_voz@eln-voces.com

“Profundizar la Democracia... Unos Milímetros”

Escrito por Comandante Pablo Beltrán

Con éste siglo corren brisas frescas de democratización en América Latina y con ellas, crece el debate sobre qué es la democracia, cuanta existe y cuanta hace falta.

La tendencia democratizadora latinoamericana avanza en contravía del retroceso global, que miden cada año en el encuentro de Davos, Suiza; donde los grandes magos del capitalismo tiene que reconocer, que el sistema multiplica la desigualdad social, porque cada vez más unos pocos multimillonarios, acaparan una porción mayor de las riquezas del planeta.

Si la democracia capitalista al servicio de una pequeña elite de poderosos, hunde en la indignidad a la mayoría de la sociedad, ¿dónde queda el principio de ser gobierno del pueblo, para el pueblo y con el pueblo?

Nuestros vecinos norteamericanos encabezan las miserias de la democracia capitalista, aunque con delirio algunos siguen sosteniendo, que ellos “son el ejemplo a seguir”.

Otros, más cuerdos, más apegados a la realidad, a la pregunta, “¿podemos hablar de democracia en los Estados Unidos, cuando tenemos tanta desigualdad? Responden, como el profesor Noam Chomsky (1):

“La pregunta que hay que plantearse es: ¿Hasta qué punto el nivel socio económico de las personas incide en la formulación de políticas públicas? Un 70 por ciento de la población no tiene incidencia alguna en la formulación de políticas públicas, porque sus representantes electos no les ponen atención. Uno adquiere más influencia en la medida en que asciende en la escala social. Mientras más desigualdad existe, menos democrático se vuelve el sistema. Estados Unidos es básicamente una plutocracia con una especie de democracia formal. Y esto se vuelve todavía peor en países más débiles”.

De donde podemos reiterar el gran valor del esfuerzo democratizador latinoamericano, en el que brilla en la cola, el régimen de Bogotá.

Pero si la elite dominante en los EE.UU sufre delirio crónico frente a la democracia, la instalada en Bogotá, adolece del mismo trastorno. Por ejemplo, para el gobierno de Santos, “en Colombia existe una democracia, a la que sólo falta profundizar un poco”... (pero, no mucho).

Esta semana un Informe de The Economist Inteligence Unit (EIU) califica a Colombia como una democracia imperfecta; donde existen elecciones y libertades básicas, pero con debilidades en gobernabilidad, bajos niveles de participación y una cultura política poco desarrollada (2).

Agrega el Informe que “el crimen descontrolado -particularmente la violencia y el tráfico de drogas- así como la corrupción, están teniendo un impacto corrosivo sobre la democracia en América Latina”.

Por su parte, F. Panizza del London School of Economics (LSE) sostiene que “los problemas más graves para la democracia en la región siguen teniendo que ver con las debilidades institucionales de los Estados, los continuos niveles de desigualdad socio económica y los bajos niveles de educación” (3).

Como puede verse, el problema está en sacar a Colombia de la anti democracia.

 


(1) Entrevista de Louisa Reynolds a Noam Chomsky.Publicada en Rebelión 7-01-15. Fuente: http://www.plazapublica.com.gt/content/por-primera-vez-en-500-anos-america-latina-ha-comenzado-librarse-del-control-imperialista.

(2-3) ¿Qué países de América Latina son los más y los menos democráticos? BBC Mundo. 20-01-15.

 

Categoría: